Entrevista con verdeklimt, bolsos sostenibles de diseño

Cerramos la semana y la cerramos con la incorporación de uno de nuestros nuevos partners: verdeklimt. Esta marca de bolsos sostenibles está liderada por las emprendedoras Ana Marín y Marta Fuentes, y la primera está hoy aquí con nosotros para presentar el proyecto.

¡Empezamos!

¿Qué es verdeklimt y qué os motivó a iniciar el proyecto?

verdeklimt nace en un contexto en el que los minoristas del sector textil se han visto gravemente afectados por la COVID-19. Nuestras ganas de ayudar se sumaron a dos factores que compartimos ambas fundadoras: pasión y compromiso. Pasión por lo bello, por la moda, que no deja de ser arte, y compromiso con el medioambiente y nuestro planeta.

¿Por qué decidisteis emprender en el mundo de los bolsos y complementos sostenibles?

Desde pequeñas hemos sentido devoción por los bolsos. Consideramos que tanto su diseño como su contenido dicen mucho de la persona que lo lleva. Además, como bien sabe mi madre, llevaba años soñando con crear una colección de bolsos. Ella es nuestro ojito derecho en cuanto a calidades y materiales porque lleva toda la vida trabajando con ellos. Viendo cómo se dañaba el planeta, decidí que tenía que hacer algo para cuidarlo y se me ocurrió coger una de mis grandes pasiones y darle forma sostenible. Además, mi socia Marta siempre ha estado muy comprometida con el medioambiente; es algo que se promueve mucho en la cultura alemana en la que creció, y no dudé en proponerle formar parte del proyecto. Le dije que se tomara un tiempo para pensarlo.

Y le bastaron dos segundos. Inicialmente, decidimos hacer un test para ver qué modelos tenían más éxito y decidimos, con la mentalidad de ayudar a los minoristas italianos y españoles a recuperarse del revés de la pandemia, sacar una parte de nuestra colección que fuera de piel. De todos modos, nuestro objetivo es alejarnos cuanto antes de esta para crear cada vez más productos éticos y sostenibles.

Empecemos hablando de vuestros bolsos. ¿Qué los caracteriza?

Creemos que, pese a que cada persona puede tener su estilo propio, todas necesitan expresarse de una forma u otra mediante la moda que visten. Uno de los elementos más importantes de un look es el bolso, esa pieza que completa un estilismo y que, a la vez, aporta una función práctica que pocas otras prendas tienen.

Las piezas de nuestra colección principal son atemporales, prácticas y de calidad. Además, trabajamos modelos de varios estilos que son ideales para cada ocasión, lo que hace de nuestro catálogo algo versátil donde cualquiera puede encontrar el producto que busca. Estamos, además, muy orgullosas de poder anunciar que esta primavera saldrá nuestra primera pieza 100% sostenible.

¿Y qué los hace sostenibles?

En nuestra primera colección, empezamos centrándonos en la medida de lo posible en utilizar materiales veganos como el algodón, el metal y el cuero artificial para no dañar a los animales. En el caso de las piezas no veganas, se ha utilizado cuero de granjas europeas, con normas mucho más estrictas en cuanto al trato animal que otros lugares.

Ahora que nos estamos asentando, hemos tenido por fin la oportunidad de diseñar y producir nuestro primer bolso 100% sostenible. En colaboración con una artista del macramé, hemos creado un bolso para nuestra colección de primavera-verano con cuerdas ecológicas, recicladas, eco-friendly y sostenibles hechas de lana merino de pequeñas granjas europeas donde se practica el bienestar animal y de algodón 100% reciclado. Además, la tinta con la que marcamos nuestro logo en los bolsos es vegana y respetuosa con el medioambiente y los océanos.

¿Cuál ha sido el mayor reto al que os habéis enfrentado con vuestro proyecto, y cómo lo habéis superado?

Sin duda, conseguir materiales sostenibles a un precio asequible. Resulta indignante que los productos que dañan el planeta sean tanto más económicos que los que cuidan de él.

¿Créeis que la sostenibilidad y el veganismo son argumentos de venta para obtener nuevos clientes?

Totalmente. Confiamos en que la sociedad está cada vez más convencida de la importancia de cuidar el medio ambiente y sabe valorar los esfuerzos de una marca que tiene como horizonte la sostenibilidad. Al final, esto es algo que nos afecta a todos y debemos ser capaces de ver más allá y valorar aquellos productos que velan por el bienestar de nuestro planeta.

¿Dónde esperáis ver el proyecto en 1-2 años?

Nuestro objetivo es acabar siendo una marca de referencia en el sector, capaz de motivar a otras firmas y diseñadores a crear diseños sostenibles que no afecten negativamente a nuestro planeta. También, queremos destinar parte de los beneficios que obtengamos de cada colección a una causa social concreta —organizaciones de ayuda a mujeres en situaciones desfavorecidas, asociaciones por el bienestar animal, grupos que velan por el cuidado del planeta— porque para nosotras no basta con ser sostenibles si luego descuidamos la parte humana. Hay un gran número de diseñadores y fundaciones con los que nos gustaría colaborar y creemos que en este periodo de tiempo podemos lograrlo.

¿Qué es para vosotras el bien social?

Para nosotras, el bien social es mucho más que una plataforma que aporta visibilidad. Es compromiso, una de las palabras que en verdeklimt repetimos mucho porque creemos firmemente en ella. En el compromiso con el medio ambiente y con el factor humano.

Deja tu comentario