Teixidors

LocationCatalunya

La Cooperativa de Teixidors de Terrassa es otra muestra de la fuerza que desarrolla un proyecto empresarial que nace con vocación social. Es fundada en 1983, y está dirigida a la inserción laboral de personas adultas con discapacidad intelectual y en riesgo de exclusión social.

El tesón de una de sus fundadoras, Antonia Bové, le hace considerar que el trabajo manual con los telares puede contribuir a mejorar las capacidades de los insertados y con una primer local en Cerdanyola y posteriormente en una fábrica sin uso en Terrassa, se inicia la aventura, pues esto es lo que era, siendo el objetivo del proyecto la empoderación y reinserción en la sociedad de las personas involucradas.

En estos treinta años de andadura han debido de acomodar su proyecto a los avatares de una economía globalizada y bastante deshumanizada, y especialmente en el sector de la moda, donde es mas barato fabricar e importar desde 10.000 KM que hacerlo en el propio lugar, amparándose en el modelo de la industria “fast-fashion”.

El cambio consiste en hacer una producto diferente (pues Teixidors es de por si una empresa diferente), siendo sus principales exponentes la calidad y la exclusividad; desde la materia prima hasta el acabado en los telares manuales hace que los productos tengan “una maravillosa identidad”.

De la venta de proximidad pasamos a la exportación, principalmente a Francia y Australia, estando presentes en numerosas ferias internacionales, cerca de 24 países, y a proponer a empresas que quieren diferenciarse de la competencia al adquirir sus productos (hoteles con glamour , paradores , tiendas exclusivas…), con unas ventas cercanas al millón de euros , consiguen mantener unos resultados económicos equilibrados, siendo las subvenciones un 25% de la totalidad de los ingresos.

El hecho de ser una empresa sin ánimo de lucro y mantener una relación de salarios de 1 a 3 ( hemos pensado cual es la escala en entidades bancarias o multinacionales de nuestro entorno, puede llegar a ser de 1 a 500)  demuestra  que “otra empresa es posible, y otro mundo también”.

¡Compártelo con tus contactos!